12 DE JULIO 2015

XV Tiempo Ordinario
CICLO B – 12 DE JULIO – 2015

ENTRADA: Queridos hermanos bienvenidos a nuestra celebración eucarística. Somos continuadores de la obra de Jesús: Él nos envía a preparar el camino del Reino en nuestro propio ambiente, con nuestros límites y capacidades, ¿Cómo ser hoy testigos de ese Reino en medio de la desesperanza, la desocupación, la impotencia del hombre, la miseria? Pongamos nuestra confianza en el Maestro, y busquemos en Él la respuesta.Nos ponemos en pie y cantamos.

 

PRIMERA  LECTURA: (Am.7,12-15)

La siguiente lectura nos enseña que ante el poder deshumanizante, Dios envía profetas que anuncian la liberación. Escuchemos.

 

SALMO RESPONSORIAL (84)

Junto al salmista, pidamos a Dios que nos conceda su misericordia y su salvación. Respondemos con la antífona: Misericordia, Señor, misericordia.

 

SEGUNDA LECTURA (Ef.1,3-14)

San Pablo nos recuerda que en Cristo somos una nueva creación. Escuchemos.

 

EVANGELIO (Mc. 6,7-13)

Jesús en su evangelio nos enseña que enviados por la comunidad, los discípulos participamos de su misión. Nos ponemos en pie y entonamos el aleluya.

 

PRECES A cada petición  respondemos: Señor, confiamos en Ti

 

1.- Pidamos al Señor por nuestra Iglesia, enviada por Cristo al mundo, para que pueda anunciar el Evangelio en todas partes con entera libertad. Roguemos al Señor.

 

2.- Pidamos al Señor por todos los poderes de este mundo, que impiden y obstaculizan el anuncio del Evangelio, deponga su actitud de recelo. Roguemos al Señor.

 

3.- Pidamos al Señor por las iglesias perseguidas, reducidas al silencio perseveren en su fidelidad al Evangelio y no desfallezcan en las pruebas. Roguemos al Señor.

 

4.- Pidamos al Señor por nosotros aquí reunidos, para que nos sintamos enviados, como los doce, donde quiera que nos encontremos, para dar testimonio de nuestra fe.Roguemos al Señor.

 

5.- Pidamos al Señor por todos los difuntos para que por la misericordia divina consigan el perdón de Dios y puedan gozar de la gloria eterna. Roguemos al Señor.

 

OFRENDAS:

Jesús nos fortalecerá para el anuncio del Reino dándonos su vida en los dones del pan y del vino. Acompañamos este momento cantando.

 

COMUNIÓN:

Porque creemos en Jesús y queremos seguir su Evangelio, acerquémonos a recibir la Eucaristía, que es nuestro alimento y nuestro tesoro. Acompañamos este momento cantando.

 

DESPEDIDA:

El Señor nos envía a anunciar, llevémoslo a todos los que están cerca. Nos despedimos cantando.